En coche por carretera

La circunvalación que rodea a Zaragoza se llama Z-40 y de ella salen las autovías que hay desde la ciudad y por las cuáles podrás acceder por carretera en tu coche: la A-68, la A2 y la A-23. Esta última se la conoce como la autovía Mudéjar y va desde el norte de Huesca (prácticamente en el Pirineo) hasta la población de Valencia, atravesando por supuesto ciudades como Teruel o Zaragoza.

La A2 es una de las carreteras principales del país ya que conecta dos de las poblaciones más importantes, Madrid y Barcelona, y dejando justo en el centro a Zaragoza. Por lo tanto, una de las carreteras más transitadas para llegar hasta nuestro destino es esta, la Autovía del Nordeste. Tanto a Madrid como a Barcelona hay unos 300km, del mismo modo que por la A-23 a la población de Valencia también hay unas tres horas de distancia.

Y por otra parte encontramos la carretera que conecta Zaragoza con otros puntos como son Pamplona, Logroño y Castellón, a través de la A-68. Como ves, es una de las ciudades que mejor están ubicadas en la geografía española ya que en un radio de unos 300 kilómetros, puedes visitarla desde las principales localidades del país. Por lo tanto, una de las formas más recomendadas para llegar hasta Zaragoza es hacerlo por carretera utilizando tu vehículo.

Tren o autobús

Pero si no dispones de él o prefieres optar por otro medio de transporte, podrás hacerlo llegando a Zaragoza a la Estación Delicias, el lugar donde salen y llegan los trenes y autobuses a la ciudad. Como hemos dicho, Zaragoza está en medio de Madrid y Barcelona, por lo tanto se puede llegar a ella mediante el AVE desde cualquiera de estas dos poblaciones en tan sólo 1 hora y 20 minutos. Si quieres ir a otros destinos, podrás hacerlo en el tren convencional u optar por el autobús. Zaragoza está comunicada prácticamente con cualquier destino mediante diferentes empresas de autocar, ofreciendo diferentes horarios en sus trayectos.

Aeropuerto

Y a pesar de que es una de las ciudades más grandes del país, el aeropuerto de Zaragoza no es considerado uno de los de mayor afluencia de pasajeros. Se encuentra a las afueras de la población, en la localidad de Garrapinillos, y es muy fácil moverse por su interior ya que tan sólo cuenta con dos terminales. Desde allí, podrás llegar hasta Zaragoza cogiendo un taxi o mediante el autobús que te dejará en pleno centro de la ciudad. Hay conexiones con diferentes localidades del país mediante vía aérea, aunque especialmente el volumen de rutas se multiplica en los meses de verano cuando hay mayor oferta para viajar a zonas como Canarias o Baleares. También hay conexiones con Europa, aunque las compañías de low cost sólo operan con Londres, Bruselas, París y Milán.